Me senté a esperar todo el día de la semana, ya que tenía que volver a casa y conocer a mi pareja, conocer a mis hijos y conocer a mis padres