Hijo mío, estás creciendo muy rápido, pero no importa la edad que tengas, siempre serás mi bebé. Disfruta de tu día y vive cada momento al máximo.